Puertas ignífugas Eurosegur
Puertas ignífugas Eurosegur - Características

Puerta ignífuga de seguridad Eurosegur. Modelo Albà

La puerta ignífuga de seguridad cuenta con prestaciones especiales contra el fuego ensayada y certificada y con una amplia gama de acabados estéticos que la hacen perfecta en cualquier ambiente.

Puertas ignífugas de seguridad 380E

Puertas ignífugas de seguridad - Modelo 380 E

Puertas ignífugas de seguridad 480

Puertas ignífugas de seguridad - Modelo 480

Más información sobre los modelos de puertas ignífugas de seguridad

Consulta el catálogo de nuestro proveedor EUROSEGUR. 

Puertas de seguridad acorazada ignífuga Eurosegur – Modelo Alba.PDF

¿Dónde se instalan las puertas ignífugas de seguridad ?

Puertas ignífugas de seguridad - destinatarios

Una puerta será tan vulnerable como lo sea su punto más débil.
En Eurosegur diseñamos nuestras puertas basándonos en el equilibrio de sus componentes.

Es requisito indispensable, que una puerta de seguridad sea instalada por un profesional cualificado y acreditado que nos ofrezca la garantía de un buen funcionamiento y calidad de acabados, así como garantizar el servicio postventa.

La puerta de seguridad acorazada EUROSEGUR es la que se adapta al cliente por lo que este decide que producto se ajusta a sus necesidades de seguridad, estilo de vida y confort.

EUROSEGUR responde fabricando una puerta de seguridad que puede ser única e irrepetible en el mercado.

El ladrón es un profesional que se comporta racionalmente y planifica cada robo de acuerdo a:

  • Expectativa de botín
  • El riesgo de poder ser detectado
  • La resistencia ofrecida por la puerta de la vivienda

Si el ladrón encuentra una puerta con poca resistencia al ataque, el éxito en su actuación está prácticamente asegurado. Resultado: en poco tiempo y sin prácticamente ruido, el ladrón vence la batalla al propietario. Pero cuando una puerta ofrece alta resistencia al ataque aumenta el tiempo, ruido y riesgo para el ladrón. Resultado: el ladrón desiste por miedo a ser descubierto, el propietario vence la batalla al ladrón. Si la puerta ofrece verdadera resistencia el ladrón buscará alternativas más vulnerables que le resulten menos arriesgadas.